Rafael Cuesta, ejemplo para Ecuavisa y Expreso

El exdiputado socialcristiano Rafael Cuesta, convertido por arte de magia y gracias a los dueños de Canal Uno en “vicepresidente de noticias” de la estación, ha renunciado a sus funciones, según dice en un tuit, “por razones obvias”.

¿Razones obvias? Veamos cuáles son esas razones obvias.

Primero, proclamó presidente electo a su candidato presidencial favorito, Guillermo Lasso, a las cinco la tarde, sobre la base de un pobre y triste y sospechoso exit poll realizado por una encuestadora contratada por el poderoso banquero y excandidato Guillermo Lasso.

Segundo, la sonrisa y la alegría con la que proclamó esos supuestos resultados (sí, muy parecida a la felicidad que a esa misma hora sentía Alfonso Espinosa de los Banqueros en Ecuavisa) haciéndolos ver como cifras definitivas (“Ya tenemos el resultado de quién es el nuevo presidente de los ecuatorianos”), como si se estuvieran copiando y leyendo los mismos textos en telepromter tanto Ecuavisa como Teleamazonas (con el inefable Milton Pérez).

Tercero, que adjudicó otro exit poll como prueba de que lo que decía era verdad; un exit poll que nunca se realizó (el que Informe Confidencial desmintió al Diario Expreso y a los canales de TV) y, aunque lo hubiera hecho era solo eso: un exit poll, una encuesta a boca de urna donde el ciudadano puede responder cualquier cosa, incluso jugando con el joven entrevistador que le pregunta por quién votó.

Cuarto, se sintió ofendido porque en el informe presidencial del sábado 8 se le desenmascaró y era lógico, era de sentido común, que el presidente del Canal Uno le pidiera explicaciones, explicaciones que seguro le dio a su exjefe pero que las repitió en el canal y que no tenían pies ni cabeza. ¿De dónde sacaron Expreso y Cuesta que hubo el exit poll de Informe Confidencial? ¿Por qué mintieron tan descaradamente? ¿Por qué por lo menos Cuesta se fue luego de semejante error y en diario Expreso siguen inamovibles las estrellas española y venezolana que afirman en sus tuits que “tienen derecho a hacer periodismo subjetivo”?

¿Periodismo subjetivo es mostrarse tan lassista como un can y hasta publicar al día siguiente que el perdedor es el ganador? Pobre diario Expreso, en qué manos ha caído.

Lo cierto es que en medio de un drama que pretendió, al estilo de sus telenovelas viejas y barateras, conmover al público de Canal Uno.

Pero no lo consiguió. Basta recordar que Cuesta hizo un programa dominical interesante (aunque con el formato copiado o plagiado de la televisión estadounidense) llamado “A bordo con el candidato”, pero que, por coincidencias de la vida, a una semana de las elecciones el elegido fue Guillermo Lasso.

Y eso no fue todo. La actitud de Cuesta fue tan servil que a Lasso fue al único que le permitió conducir su auto y que lo llevara no a los bolones ni a los cafés de Tere, como hizo con todos los candidatos, sino que dejó que Lasso lo llevara a conocer una de las obras de caridad que hacen el Opus Dei y el Banco Guayaquil.

Para colmo, cuando terminaba el programa y Lasso ya no estaba, Cuesta explicó a los televidentes que al único candidato que le había dejado conducir su vehículo fue a Lasso “porque está seguro de que él es el hombre para conducir el país”.

Nada sutil. Nada disimulado. Cuesta fue tan de frente y, viendo lo que le pasó este domingo, mejor hubiera sido, como han dicho algunos tuiteros, que desde que comenzó la campaña renunciara a dirigir la línea editorial noticiosa del Canal –era lo más ético que debía hacer- y sumarse al buró de campaña de su patrón político.

No obstante, Cuesta ha dado un ejemplo de honestidad al renunciar, ejemplo que no vemos en Ecuavisa ni con Espinosa de los Banqueros ni con Pinoargote ni con el embajador de la partidocracia, ambos tan felices cuando Cedatos apareció con un exit poll extrañísimo (dos horas antes en su propio sondeo ganaba Lenín Moreno) que hizo creer a millones de ecuatorianos que Lasso era el presidente.

Recordemos las palabras del ampliamente sonreído Espinosa de los Banqueros: “Amigos, ya estamos en condiciones de informarles los resultados electorales”. Nunca dijo los resultados a boca de urna de una sola encuestadora, cuando en el país hubo por lo menos cinco que hicieron ese trabajo.

Y recordemos las palabras del satisfecho exembajador de la partidocracia: “Tenemos con nosotros a Guillermo Lasso. Felicitaciones, señor Lasso”.

¿Felicitaciones de qué? ¿De que haga ganado un sondeo como si se tratara de un nuevo jabón para limpiar el piso o de un nuevo tipo de pan, de esos pelucones que reparten a los ciudadanos que reciben 50 dólares por quedarse toda la noche haciendo vigilia frente al Consejo Nacional Electoral (CNE) mientras Lasso, Páez, Monge y los pelucones duermen plácidamente en sus hogares?

La lección de Cuesta habría que trasladarla también a Diario Expreso, cuyo editor español, que no conoce la realidad ecuatoriana, viene equivocándose y dando tumbos como si el vino de sus opíparos almuerzos se le subiera a la cabeza cuando toma las decisiones editoriales.

Pero sabemos que es inútil, porque tanto las estrellas de Ecuavisa como las de Expreso no tienen sangre en la cara ni dignidad alguna.

Cuesta por lo menos la tuvo. Y renunció. Al afiebrado Carlos Vera, que hasta ahora, seis años después, no le pasa el chuchaqui de haber salido de Ecuavisa, se le ocurrió tuitear que “era quitarles el Canal a los dueños o que se fuera Cuesta”.

Pobre Vera. Cuánta nostalgia siente de haberse peleado con su patrón Xavier Alvarado y no poder volver a convertirse en el presidente de facto de la República.

Rafael Cuesta, que no pudo ser más sesgado durante toda la campaña, ha dado una lección de dignidad. Los otros, aferrados a sus puestos, seguirán siendo las estrellas de medios indignos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s