Cinismo golpista de Capriles

El derrotado ex candidato presidencial de Venezuela, Henrique Capriles, sigue haciendo de las suyas. No solo ha demostrado ser incapaz de asumir su derrota con dignidad, recurrir a métodos fraudulentos para engañar a la opinión pública y crear el espejismo de contar con apoyo popular –se acaba de descubrir que 1.200.000 de sus seguidores en twitter son en realidad robots-, sino que ahora se inventa una supuesta injerencia del Presidente Rafael Correa en los asuntos internos venezolanos.

La página que detectó los seguidores robot de Capriles en twitter
La página que detectó los seguidores robot de Capriles en twitter

Aparte del cinismo de su acusación, pues a lo largo de sus ya casi dos años de frustrada campaña electoral, el contubernio de su candidatura con el gobierno estadounidense ha sido evidente, esta nueva mentira que lanza Capriles cae por su propio peso.

En primer lugar, absolutamente todos los mandatarios de la región han reconocido la limpieza de las elecciones que determinaron el triunfo de Nicolás Maduro. Si bien el margen de su victoria no fue tan amplio como en la época del difunto Presidente Hugo Chávez, los 240.000 votos de distancia constituyen una diferencia clara y respetable. Venezuela cuenta con un moderno sistema electrónico que han sido auditados y garantizan la exactitud de los resultados.

¿Nuestro Presidente cometió algún pecado al decir esto? Obvio que no, pero para Capriles decir en voz alta una verdad reconocida por gobiernos y observadores internacionales es “injerencia extranjera”. El Presidente Correa en su calidad de mandatario de uno de los países miembro de UNASUR tiene el derecho –y la responsabilidad- de denunciar y oponerse a intentonas golpistas dentro de los países hermanos de la región. En lo que va del siglo, América Latina ha enfrentado 4 golpes de estado impulsados por la derecha, dos fallidos (Venezuela y Ecuador) y dos que lamentablemente fueron concretados (Honduras y Paraguay), razón por lo cual los estados de nuestra región deben permanecer vigilantes ante nuevos atentados al orden democrático.

Y el señor Capriles es un golpista, no desde ahora, sino desde el 12 de abril del 2002, cuando encabezó la toma violenta de la sede diplomática de Cuba, tal como lo demuestra el siguiente video:

En esa ocasión, Capriles –entonces alcalde del municipio de Baruta-  y sus partidarios penetraron en la embajada cubana con la intención de linchar al entonces vicepresidente Diosdado Cabello, pues un falso rumor decía que dicho funcionario se encontraba refugiado en la embajada. Recordemos que mientras tanto, el presidente Hugo Chávez permanecía secuestrado por grupos fascistas, generando un vacío de poder. El juicio por esta violación flagrante al derecho internacional fue reabierto en noviembre del 2008, pero Capriles mediante leguleyadas y apelaciones ha conseguido aplazar el dictamen condenatorio que dadas las evidencias se merece.

2002, Henrique Capriles ingresando de forma ilegal a la Embajada de Cuba en Caracas
2002, Henrique Capriles ingresando de forma ilegal a la Embajada de Cuba en Caracas

Tampoco podemos dejar de mencionar a los hermanos venezolanos asesinados por partidarios de Capriles a raíz de su negativa a aceptar la derrota, quien ha instigado estos crímenes. También debe responder ante la justicia por ellos.

No debemos sorprendernos ante las acusaciones mal intencionadas y sin fundamentos de este golpista, en su afán de ganar tiempo y evitar la sanción penal que le corresponde va a seguir intentando desviar la opinión pública.

 

 

Anuncios

3 thoughts on “Cinismo golpista de Capriles

  1. No entiendo cómo, parte de los votantes del penosamente difunto Presidente Chávez, votaron por Capriles, si muchos deben conocerlo como lo que probadamente es, golpista y de la derecha más recalcitrante de Venezuela, leal y fiel a los mandatos de los Estados Unidos. Qué buscan, volver a los tiempos de antes, donde los ricos se hacían más ricos, y los pobres…mendigos? Deben volver por sus pasos anteriores y apoyar decididamente la causa de los pobres, apoyando en este caso a Nicolás Maduro, Presidente Constitucional de Venezuela, le duela a quien le duela, por lo menos, durante los próximos 6 años.
    Nuestro Presidente, Rafael Correa, ventajosamente, es apoyado por el 80 % de los ecuatorianos, tiene mayoría absoluta en la Asamblea Nacional, y con absoluta claridad dirije felizmente, a nuestra nación y a sus ecuatorianos. La defensa del orden constitucional de Venezuela, que exhibe públicamente, es su deber simplemente, pues es miembro de UNASUR, y muy amigo de Chávez y Maduro. Ventajosamente, seguiremos como debemos, como muy amigos del pueblo Venezolano gracias a ello. Qué pretende Capriles, dividirnos? aislarnos aislándose? absurdo. O pretende que nuestro Presidente Correa calle ante sus abusos, exesos y amenazas? Que calle UNASUR? SIMPLEMENTE, CAPRILES DEMUESTRA CADA VEZ, SU FRUSTRACION, QUE SE VA CONVIRTIENDO EN ETERNA….

  2. Totalmente de acuerdo ya debemos hacer algo mas efectivo para descubrirles publicamente y acabar con estas leguleyadas del imperio ,porque ni siquiera este aprendiz de golpista es autectico,todo un titere ,YA BASTA que se una UNASUR EN FORMA MAS CONTUNDENTE Y SE LE DENUNCIE POR ESTOS CRIMENES Y QUE SE ESCARMIENTE A ESTOS PICHONES MALCRIADAOS

    1. No pueden, no saben como, ni quieren aceptar su derrota, pues esta significa, con toda seguridad, y ellos lo saben, que ya no se les presentará en el futuro,ni en la vida, otra oportunidad como la que perdieron en las urnas, para hacerse del poder en la Venezuela que ya es de los pobres.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s